Transformaciones

En esta pieza un poco de arcilla logra derivar en jarrón.


Un proceso dirigido por una mano, y apoyada con total destreza, en los recursos disponibles. La arcilla no podría por su cuenta lograr esta transformación. Si hablara tal vez elegiría alguna otra forma, posiblemente agregaría que no necesita tal jarrón.


Del proceso se puede decir que en el camino del modelado no podrá haber jarrón sin acción, sin movimiento, sin el conflicto que suscita el enfrentamiento de varias fuerzas: el deseo de jarrón y la inexistencia del jarrón. ¿Y qué les cuento? Que ese estado emocional es díficil; preocupación, angustia, miedo.


Enfrentados a la incertidumbre, a las circunstancias. Requiere un movimiento sutil, movilizante: tolerar el conflicto. Ese momento tumultuoso donde no hay control, ciertamente el extravío.

Las condiciones en lo que esto ocurre son muy importantes, dar forma al futuro convocará, demandará, toda fuerza vital que permita organizar lo que está adentro, lo que nos pasa con el afuera.


Es un placer la sutileza con la que vemos nacer este jarrón, ni siquiera es arcilla. Hilo, estambre, y nada más.


#Notelopierdas #Lugardepalabra

Psicoterapia online y presencial


De Andrea Love es la animación, tiene una página con mucho más de su obra. Realmente inspiradora.